Los heavys de Belfast

 

Ayer estuve en un concierto de Lamb of God, que para los que no tengan ni idea son un grupo de thrash core heavy metal (o eso dice la Wikipedia). Fui sólo más que nada porque soy el único que le guste este tipo de música entre toda la gente que conozco de Belfast. Puede parecer triste, y lo es, pero tenía que ir por narices a ver este grupo.

Un concierto un lunes a las 8 es un poco mierder, pero que le vamos a hacer. Era en un local de conciertos muy cercano a mi casa, en el que cabrían unas 500 personas a full capacity pero ayer habría menos de 400. Primero tocó un grupo random como teloneros. No estaban mal pero yo había venido a ver a los otros. Para amenizar la espera, me pedí una Guinness. Todo este rato me sentía una miaja solitario y estaba en búsqueda de alguien que también estuviera solo y al final localicé a un mini-Alex Sola (Álex el heavy). Yo le sacaba una cabeza, que ya es decir, y tenía una pelambrera que le llegaba al culo. Hizo sus helicópteros y tal. Pues me acerqué con la premisa de “Eh, ¿has venido solo?” y yo para no parecer lamentable le dije que mis amigos no son unos metal-heads. Me dio tiempo a hablar de trivialidades como qué grupos nos gustan o qué hacemos en la vida, y cuando le pregunté que por qué no llevaban pinchos (muñequeras o collares) empezó el concierto de verdad. Aunque al final no atiné a decir eso en inglés. Al final he consultao hoy y es spikes. Yo le dije needles, que son agujas, e incluso intenté con un spanglish, pinch, que en realidad es pellizco o una situación chunga. Porque los heavys de Belfast son iguales que los de España, igual de feos digo, pero con la diferencia de que no llevan pinchos. Habrá alguna ley que los considere arma blanca. El Salva de Tíjola tuvo un problema con esto.

Al no poder comentar nada con nadie, me centré en disfrutar de la música y observar cómo tocaban. Estaba en la 4ª fila pero poco a poco me fui arrastrado hasta un margen de la 10ª fila. Aún así se veían bastante bien. Lo que pasa es que no me quería ver inmiscuido en un wall of death que hicieron y en varios mosh pit. Para los que no estén al tanto, aquí os pongo un par de vídeos.

A mí me gusta la música heavy pero no soy para nada heavy. Me gusta pegar un par de empujones y codazos en las partes brutales, pero esas burrerías es pasarse. Tocaron Ruin, Laid to rest y Redneck que son mis favoritas así que ya puedo morir tranquilo. Ruin me recuerda a mini mosh circles hechos en mi campo. Míticos. Ruin es esta canción:

Una cosa que me hace gracia es cuando el cantante dice que van a tocar tal canción, una muy famosa del grupo, y los súper fans miran a sus amigos y ponen una cara de emoción que te cagas. “¡Oh my god, tronco, que van a tocar Ruin!” Pues yo me emocioné porque es una canción mítica y en la parte reventativa de la mitad de la canción, los que la conocen bien sabrán a qué me refiero, ahí me hice mierda dándolo todo.

 

Los heavys de aquí como allí, dan mucho asco cuando se ponen a sudar y se quitan la camiseta. Como se te echen encima te puedes quedar pegado a ellos o mínimo llevarte 3 litros de sudor ajeno. Una maravilla vamos.

 

Luego había partes en el que el cantante se ponía a decir un discurso y yo no me enteraba ni papa, y hubo un momento que se pusieron todos a hacer cortes de manga y yo no me di cuenta y me puse a aplaudir. Menos mal que no me miró mal nadie, porque estaría hablando mal de alguien, probablemente de la Iglesia, dado el nombre del grupo (en español, Cordero de Dios).

 

Hacia el final los componentes del grupo tiraron las púas y las baquetas, algo que se suele hacer siempre, y yo pillé una del guitarrista que se parece a Machete, (consulta Wikipedia) Willie Adler. Ahora sé que púa de guitarra se dice pick. Tampoco es algo que me quite el sueño, esto de pillar la púa. Algunos se llegan a liar a hostias por estas cosas. Preguntadle al Antonio Miguel sobre la anécdota de “¿Esta baqueta es del mismísimo Yiyo?” para reiros un rato.

 

 

El único problema que le saco al concierto es que duró poco, apenas hora y media. Un detalle es que parece que aquí no se suele pedir “otra” al acabar el concierto. Yo estaba atento a ver como se decía, si another one o again o yo que sé, pero al final de esperar un ratillo y viendo que se iba todo dios me harté y me fui.

Y el sábado estuve en una discoteca bailando música dance y techno a tope. Los contrastes, que molan.

 

Etiquetas: heavy , concierto

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

Comentarios  

 
-2 #1 Ernesto 29-01-2014 01:07
¡Qué cabrón! ¡Lamb of god! A ver si escuchas a mi gente y a mi tocando Laid To Rest y nos cuentas como suena en comparación jaja.
Yo estuve por Nottingham visitando a un amigo y tuve suerte de pillar un concierto de The Dillinger Escape Plan, mas burrería pal cuerpo.
P.d. En lugar de "Otra, otra, otra" dicen "more, more, more" xD
Citar
 

Búsqueda

Twitter

Personal Trainer CertificationPersonal Trainer CertificationPersonal Trainer Certification