La empresa

La empresa es el 2º sitio dónde más tiempo he pasado en Belfast. Aunque las horas a veces se hacían infinitas y monótonas, de vez en cuando han surgido anécdotas o cosas que contar.

 

El primer mes y pico me lo tiré a tope de trabajo. El proyecto de localización que comenté. Pero desde hace unas semanas, he estado más tiempo parado que haciendo cosas. Y he hecho cosas, eh. Reestructurar un puñao de código para adaptarlo a otra situación que quieren (cambiar métodos static a no static y otras cuantas cosas más); otra tarea de localización pero más jaleosa, en servicios de informes de MySQL (en esto hasta hice cosas que ni el encargado sabía hacer. Es la habilidad de los informáticos, con lo que tienes darle vueltas y dar con la clave) y alguna cosilla más, como hacerle un testing al resultado final de la web e ir depurando errores. Aprender he aprendido. Y en los ratos libres, aparte de escribir algunas entradas del blog y buscar trabajo, también he estado aprendiendo programación. Hay una web muy chachi http://codecademy.com en la que se aprende de forma muy fácil. Me tengo que poner al día con los lenguajes más usados. Y además quiero aprender a programar para Android, el cuál creo que es un buen mercado emergente. Ya por lo menos tengo algo básico en Android (algo sobre layouts y controles. Traduciendo, la forma de mostrar los elementos en pantalla y los propios elementos: botones, etiquetas, imágenes, etc.).

kana

En cuanto al idioma, por lo menos ahora entiendo pedazos, y hasta mensajes enteros. Los primeros días, sobre todo con el manager (al que aún hoy me cuesta entender) yo oía más en plan "awachuwachufe gromenawer iscondeflawer ai guana bi yur loba" que inglés. Ahora por lo menos sé perfectamente que hablan en inglés ¡y hasta los entiendo! Cuando los oigo en la comida, antes no me enteraba de papa, ahora por lo menos sé de que hablan, pero aún no me veo con fuerzas de meterme en todas las conversaciones. Pero he mejorado mi listening un cojón (o eso espero, que en un par de semanas tengo el examen de la escuela de idiomas). He hablao con un indio, con gente mayor, con mi equipo y con los alemanes. Con los jóvenes no he hablado, es que van mucho a lo suyo. Y soy competencia, supongo.

 

Una cosa que me pasó hace un par de semanas, que se ve que de vez en cuando hacen encuentros sociales para que se presenten los nuevos, y allí estaba yo, delante de 50 y pico guiris, teniendo que presentarme en inglés. Eso sí es un speaking en condiciones. Menos mal que primero hablaron los alemanes, pero estaba super nervioso. Dije lo que estaba haciendo en la empresa, mis planes de futuro y por supuesto que soy de España, que a ver si me salía trabajo en Belfast que en España estamos muy chungos. Y se descojonaron los jodíos. Eso lo dije yo con toda la fe de que alguien me recomendara trabajo, pero no he tenido tanta suerte como Jose, Maria José e Isa.

 

Y ahora ronda de mini-anécdotas:

 

Un par de veces han dado regalos. Una vez fue el huevo de pascua, un huevo kinder gigante. Otra vez me encontré una galleta de la suerte y una piruleta de la empresa. Además de los burritos gratis en los Code Dojo (eventos y ponencias para aprender programación).

huevo

El teclado está en inglés y hasta un mes y pico no lo puse en español. Se puede hacer. Ahora, dónde debería estar la eñe me salen los 2 puntos y el punto y coma, pero tocándole a una cosa lo puedes poner en modo español. Preguntadme y os enseño, no es nada del otro mundo. Y me he comprado un portátil aquí y por supuesto tiene la distribución de teclado de Reino Unido. Pero están más baratos.

 

Otro día llega una tía a preguntarme el nombre, sería algo para hacer un recuento o yo que sé. Pensad que estoy en una empresa de informática y las mujeres no son muy comunes aquí. Aunque en mi fila está Liza, que es de mi equipo, y luego una hindú. Habrá en total 5 mujeres, calculo.

 

Mientras he estado aquí han llegado 2 nuevos trabajadores. Además de los 2 alemanes, así que mis expectativas de quedarme se disiparon rápidamente. 

 

Estar todas las horas aquí al 100% es imposible, más aún los españoles que solemos irnos a casa a comer y poder echar una mini-siesta. Aquí más de una vez he cabeceado. Pero luego también he visto a los demás estirarse de forma exagerada, bostezar, o quedarse empanados mirando la pantalla.

piruleta

Otra vez estaba un tío joven pasando la aspiradora y me sentí importante quitándome del medio en mi silla giratoria.

 

La comunicación aquí se puede hacer por email o yendo directamente al sitio. El método favorito de transporte de la gente es moverse con la silla con ruedas. Los días que he estado parado iba un par de veces a pedir tareas, pero siempre estaban ocupados. Aquí el que no se menea no consigue nada. Al final por fin me han estado mandando cosas pero vamos, hace 3 semanas, fatal. Dándole el email al manager me lucí. Dije "aroba" pronunciando la ere flojilla en lugar de "at", que es como se tiene que decir.

 

El manager de vez en cuando se pone a renegar. Dice "fuck off", "bullshit" y otras cosas. En general, se estará cagando en la puta leche que le han dao. Más de una vez me he tenido que levantar al servicio para poder reírme a gusto.

 

Lo mismo que son muy educados, luego pueden ser super sosos. Muy pocos te dicen good morning. Y sobre todo a los jóvenes, pasé de decirles nada sabiendo que no me iban a contestar. Pero luego otros sí son más apañados y simpáticos.

burrito

El paso de las horas a veces es mortal. Normalmente termino de comer a las 1 y pico, y cuando vuelvo al ordenador un rato, y veo que a lo mejor son todavía las 2... Que a esa hora es cuando se come en España, y el cuerpo empieza a pedirte una siesta y es insufrible. También apuro todo lo que puedo en el comedor. Lavo los tápers allí mismo y si llego antes que mi equipo, luego me quedo hasta que se vayan ellos, escuchando. Bueno, esto de apurar es algunos días.

 

Todos los viernes por la mañana suena una alarma. La primera vez me acojoné, pero viendo que todo el personal estaba tan tranquilo volví a la normalidad. Aún no sé de que carajo es, pero cuando empieza a sonar pillo un susto que pa qué.

 

Con los alemanes estoy bien. Jonas, el que está a mi lado, sabe un poco menos de inglés que yo, además de informática. Sin embargo, Daniel es pro. Sabe un montón de inglés y lo que ha estado haciendo es otorgarle seguridad web a una web de Kana. De hecho, el jefe le ha pedido que haga una ponencia sobre seguridad web para mañana. Eso sí, el alemán este está enganchado en su tiempo libre al ordenador, usando Linux en consola de comandos, programando y tal. Su hobby es su trabajo. Un máquina el alemán este, y fiestero como el que más.

 

Mañana jueves es mi último día y además me iré antes porque tenemos una reunión final en RSM Tenon. Estoy esperando a ver si me dan algún detalle pero veremos a ver. A Isa la gallega le dieron un vale de 100 libras en Zara, una tarjeta firmada y caramelos.

Etiquetas: empresa , practicas , idioma

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

Búsqueda

Twitter

Personal Trainer CertificationPersonal Trainer CertificationPersonal Trainer Certification